domingo, 22 de mayo de 2016

PAN DE CALABACÍN Y ZANAHORIA.

Tengo bastantes panes pendientes de publicar y entre ellos se encontraba este. Lo saqué del libro de Linda Collister. Os lo recomiendo al 100%

Ingredientes:
- 500 g. de calabacines. (Yo de mi huerto)
- 15 g. de sal.
- 200 g. de zanahorias.
- 350 g. de harina de fuerza.
- 350 g. de harina integral.
- 15 g. de levadura de panadería.
- 350 ml de agua tibia.
- Aceite de oliva para pincelar.
- Semillas de sésamo negro (Opcional)

Preparación con thermomix:
Tritura el calabacín con 10 g. de sal, 30 segundos a velocidad progresiva 4-6-8-10. Coloca el calabacín triturado sobre un colador y deja reposar 20 minutos. Asegúrate de retirar todo el exceso de agua del triturado para que la masa no quede aguada.
Tritura las zanahorias 30 segundos a velocidad progresiva 4-6-8-10. Incorpora al vaso las harinas, los 5 gramos de sal restantes, los calabacines triturados la levadura desmenuzada y el agua. Programa 8 minutos, vaso cerrado y velocidad espiga. Pasa la masa a un bol espolvoreado de harina. Tapa la masa con un papel film y deja que leve durante una hora y media aproximadamente o hasta que haya doblado de volumen. Vuelca la masa en la encimera y aplástala con la mano para deshincharla. Divide la masa en dos parte iguales y forma el pan como mas te guste. (En mi caso hice con una parte un pan en molde y con la otra panecillos individuales). Cuando los hayas formado tapa los panes y deja que leve una hora aproximadamente, o hasta que hayan doblado el volumen.
Precalienta el horno a 220 ºC. Pincela las superficies de los panes levados con aceite. Coloca un recipiente metálico en el suelo del horno y cuando introduzcas el pan vierte sobre el recipiente un poco de agua para crear vapor. Hornea unos 35 minutos hasta que estén dorados ligeramente y al golpear la base con los nudillos suenen a hueco. Deja que se enfríen en una rejilla.

Preparación convencional:
Ralla el calabacín y mézclalo con 10 g. de sal. Colócalo sobre un colador y deja reposar 20 minutos. Asegúrate de retirar todo el exceso de agua del triturado para que la masa no quede aguada.
Ralla las zanahorias y mézclalas con las harinas, los 5 gramos de sal restantes, luego incorpora los calabacines triturados, la levadura desmenuzada y la mitad del agua. Empieza a amasar los ingredientes y añade el agua restante hasta obtener una masa ligeramente blanda e irregular. Vuelca la masa sobre la encimera y amasa unos 6-8 minutos. Pasa la masa a un bol espolvoreado de harina. Tapa la masa con un papel film y deja que leve durante una hora y media aproximadamente o hasta que haya doblado de volumen. Vuelca la masa en la encimera y aplástala con la mano para deshincharla. Divide la masa en dos parte iguales y forma el pan como mas te guste. (En mi caso hice con una parte un pan en molde y con la otra panecillos individuales). Cuando los hayas formado tapa los panes y deja que leve una hora aproximadamente, o hasta que hayan doblado el volumen.
Precalienta el horno a 220 ºC. Pincela las superficies de los panes levados con aceite. Coloca un recipiente metálico en el suelo del horno y cuando introduzcas el pan vierte sobre el recipiente un poco de agua para crear vapor. Hornea unos 35 minutos hasta que estén dorados ligeramente y al golpear la base con los nudillos suenen a hueco. Deja que se enfríen en una rejilla.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...